Primeros pasos hacia el emprendimiento

Errare humanum est
Errar es de humanos

El hecho de ser madre complica mucho la conciliación laboral y esta problemática es la que me ha llevado a lanzarme al emprendimiento. Después de esperar el momento adecuado, éste parece que ha llegado, acabo de perder otro trabajo en el que los niños no entran en la ecuación laboral, varios amigos me han animado a que me lance por mi cuenta, casualmente me topé con el posgrado de Growth Hacking, que creo me van a dar los conocimientos que me faltan para iniciar mi nueva andadura, la gente de mi alrededor me apoya y me anima. No podía encontrar mejor momento para comenzar, así que mercado digital allá vamos!

Ahora que está la decisión tomada, por dónde empiezo? Después de superar el miedo inicial me centro y decido empezar a poquitos.

Primero decidir, comienzo sola o busco el apoyo de alguien? Este punto todavía no lo tengo decidido, por un lado pienso que lo podría hacer por mi cuenta pero poder contar con otra visión aporta mucho y me podría  ayudar en momentos difíciles.

También hay que decidir cuál será el tipo de empresa: empezar como autónoma, haciendo una sociedad y en tal caso? Qué tipo de sociedad. Como empiezo con pocos recursos, como la mayoría supongo, creo que la opción de autónoma es una a tener muy en cuenta. Además en ciertas comunidades te ayudan a pagar las primeras cuotas e incluso existen fórmulas para no tener que pagar las cuotas si ingresas menos del SMI, interesante para los primeros meses.

En el siguiente post hablaré con mayor extensión acerca del mejor modelo para comenzar un negocio.

Autor: Sonia Fabregat

Psicóloga, investigadora, vendedora online, Growth Hacker y sobre todo, madre emprendedora. Apasionada de deportes tan dispares como el rugby y el yoga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *